8 errores comunes que un líder debe evitar

Errar es de humanos, por ello es que en la mayoría de los casos cometer un error alcanza a convertirse en una oportunidad de aprendizaje. Todo aquel que se equivoca y es capaz de aceptar su error no solo es una persona valiente, sino que tiene asegurado el éxito, pues de este error obtendrá una lección importante y útil para su vida personal y profesional.

Evitar cometer errores es una tarea difícil, pues para ello se debe estar consiente de antemano que la acción que se está por cometer es errada. Es muy importante meditar y emplear tiempo para ver nuestras acciones, para ser capaces de examinar lo que está bien y lo que está mal, de esta manera reconocer patrones de conducta que podrían evitarse para ser una persona más útil, productiva, exitosa y además ganar el respetado de quienes nos rodean.

Toda persona tiene ciertas capacidades, el liderazgo es una de ellas, saber liderar no es algo que aprendas en la escuela o la universidad, es una característica innata de la personalidad de algunos individuos, que se perfecciona en la escuela de la vida, sin embargo como todo ser humano el líder puede equivocarse, por ello para facilitarte la tarea, te presento a continuación algunos errores comunes que un líder debe evitar para alcanzar el éxito y llevar a su equipo de la mano en este camino.

1. No aportar comentarios

Hacer comentarios de lo que has observado en la actuación de cada individuo del equipo de trabajo es importante, bien sea para decirles cuando están haciendo bien sus labores o cuando por el contrario algo está mal, de esta manera la retroalimentación con el personal permite el mejoramiento del desempeño.

La falta de retroalimentación es un error muy común cometido por los líderes, para evitar este error, trata de proporcionar comentarios frecuentes a tu equipo, has comentarios positivos cuando el desempeño sea bueno y aprende a dar comentarios negativos sin que la persona se sienta intimidada, pues emitir opiniones es importante, pero más importante es saber cómo emitirla, ya que de esta dependerá la actitud en respuesta a los aportado.

2. Centrarse en su propia carga de trabajo

Bien se sabe que sobre el gerente recae una gran carga de trabajo y responsabilidad. Un buen líder no puede descuidar al equipo de trabajo para concentrarse en su propia carga, debe estar disponible para su equipo para que exista la orientación y el apoyo necesario para alcanzar los objetivos planteados.

Para evitar este error confiere un determinado tiempo en tu agenda concretamente para atender y escuchar activamente al equipo, de esta manera estar al tanto de sus necesidades, inquietudes y dudas, que ellos sientan que se les está teniendo en cuenta y que su trabajo es importante.

3. Ser demasiado amable

Es importante actuar con cierto equilibrio entre ser un amigo y ser jefe, es cierto que nos gusta ser vistos como personas amigables, pero en ocasiones debes tener firmeza para tomar decisiones respecto a personas del equipo, si actúas con demasiada amabilidad algunas personas querrán aprovecharse de la situación y no habrá respeto hacia tu autoridad. Esto no significa que no se pueda socializar con el equipo de trabajo, solo que hay que saber hacerlo.

 

Para evitar este error asegúrese de establecer límites claros, que eviten el abuso y se mantenga la armonía, la amabilidad y el trato respetuoso.

4. Fallar en la definición de las metas

Las metas deben ser claras, cuando el personal no tiene claras las metas, surgen distracciones durante el día, tener una idea clara de su trabajo permite que sean más productivos y pueden establecer prioridades en su carga de trabajo diario de manera efectiva, para las tareas se completen en el orden correcto.

Evite este error aprendiendo a establecer metas inteligentes que especifiquen el rumbo a seguir y además se detalle los recursos que pueden aprovechar.

5. Desconocer la motivación del equipo de trabajo

Para motivar al equipo de trabajo, primero es necesario conocer lo que realmente le motiva, es un error suponer que las personas solo trabajan para obtener una recompensa monetaria. Por ejemplo, hay personas que les motiva el aprendizaje, que desean superarse intelectual y profesionalmente, personas que buscan mejor calidad de vida, para algunos es muy importante el ambiente de trabajo, otras se motivan por factores como el logro, les gusta enfrentar retos, la responsabilidad adicional, el reconociendo.

6. Apresurarse en el reclutamiento

Muchas veces la carga de trabajo es muy grande, para enfrentarla es importante contar con las suficientes personas para distribuirla. Ocupar un puesto vacante o agrandar el equipo de trabajo de manera rápida puede ser un gran error que nos lleve a reclutar personas equivocadas, personas que no cooperan, ineficaces o improductivas, que por otro lado van requerir entrenamiento y solo ralentizara a los otros en su equipo.

A esto se le suma que los otros miembros del equipo se sentirán estresados ​​por tener que cargar el bajo rendimiento.

Para evitar este error, se debe dedicar el tiempo suficiente en el reclutamiento, establecer un método efectivo con entrevistas personales y aplicando cierta exigencia en ellas, para incluir en el equipo las personas adecuadas.

7. Dar un mal ejemplo

Como líder, se debe ser un modelo a seguir, esto significa que no debes ser, hacer o actuar de la manera que no quieres que sea, actué o haga tu equipo de trabajo.

Por ejemplo, si el equipo necesita quedarse hasta tarde, también debes quedarte hasta tarde para apoyarlos y ayudarlos. O bien si hay reglas como no hacer llamadas personales, o no comer en el escritorio de trabajo, debes evitar hacerlo y formar el ejemplo, tener la moral para exigir que los demás cumplan.

8. No delegar

Sentir que nadie puede hacer el trabajo clave correctamente más que uno mismo, es un error que conlleva la falta de delegación.

La delegación requiere confianza en el equipo, tener la seguridad de que harán el trabajo correctamente. Pero a menos que comiences a delegar tareas, nunca tendrás esa confianza ni el tiempo para dedicárselo a la visión amplia de la empresa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *